Translate

27 de septiembre de 2016

Un alto en el camino

Ilustradas/os Plumistas:

De vez en cuando es bueno hacer un alto en el camino, y hablar más de tú a tú con los lectores. Cambiar de registro y compartir una ración de palabras en esta barra del bar de La Pluma en Ristre. ¿Es esto una excusa ante la falta de publicaciones?, pueden pensar con toda razón. Pues gracias a las musas, no. Muy al contrario.

El verano ha sido duro para este blog. Mientras muchos de los lectores estaban de vacaciones, La Pluma en Ristre, ha abierto como habrán podido comprobar una nueva sección llamada "Colaboración ciudadana". La dirección editorial ha participado activamente en defensa de los intereses de los vecinos de Manoteras, y de Madrid. Cuarenta avisos aproximadamente dados entre incidencias abiertas y reabiertas. Algunas aun quedan abiertas.

El balance ha sido positivo para todos, para el barrio, para el distrito, para la ciudad, para los ciudadanos, e incluso para el Ayuntamiento de Madrid, ya que gracias a la información proporcionada por este blog, ha podido tener un mayor y mejor conocimiento del estado de nuestras fuentes, calles, pero sobre todo de nuestras plantas, las cuáles sufren cada año con más intensidad los efectos del cambio climático, y por qué no decirlo, por la indiferencia e insolidaridad de muchos vecinos, que en lugar de participar activamente, y de notificar cualquier incidencia al Ayuntamiento, se cruzan de brazos, mientras exclaman para tranquilizar su conciencia, y exculpar su responsabilidad: "¡Qué barbaridad!, ¡cómo tienen esto!. Yo nunca he visto esto así...".

Esta semana finaliza una etapa muy intensa. Las noches de agosto, han sido muy bellas e inspiradoras. En apenas un mes se han compuesto diez poemas. Si con el poema "Hay noches", Amanda hizo gala de su vestido verde, y hacía referencias a los animales y a las plantas, este verano ha sacado a relucir su traje rojo social, y ha compuesto dos poemas dedicados a dos personas públicas. Pero sin duda, el color más creativo de esta temporada, ha sido el azul. Con él, ha compuesto poemas románticos, con alguna que otra estrofa erótica, subidita de tono. ¿Es posible que al vivir en el espacio, las musas anden más cerca? ¡Quizás!, ¡quién sabe...!

Como les decía, esta semana Las tres plumas, con sus dos manos escasas, están ultimando tres publicaciones, que verán la luz los próximos meses. A partir de la semana que viene, y hasta final de año, La Pluma ofrecerá a sus lectores con periodicidad semanal, una serie de relatos y de poemas muy emotivos. Entramos por lo tanto en una de las etapas más intensas y emocionales, desde el nacimiento de La Pluma en Ristre.

Todas las obras que se publiquen son propiedad de La Pluma en Ristre, y están protegidas con anterioridad a su publicación por la Ley de Propiedad Intelectual. ¿Están preparados? Pues abróchense los cinturones, porque esta vez vamos a volar juntos, mucho más alto de lo que veníamos haciendo. Empieza la cuenta atrás. En muy pocos días, irán apareciendo este conjunto de sorpresas, las cuales no conviene anticipar. Estoy seguro que van a ser de su agrado.

Muchas gracias por su fidelidad

José Luis Meléndez

José Luis Meléndez. Madrid, 27 de septiembre del 2016
Fuente de la imagen: flickr.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario